Carta a una mamá primeriza

Querida mamá primeriza/ mamá reciente:

Cuando tienes un bebé te dicen “disfruta de cada momento porque pasa en un instante”. Lo segundo es muy cierto, el tiempo vuela. Por eso, seguro que antes de que te des cuenta estarás en una fase similar a la que estoy con mi pequeño; con su lengua de trapo, sus monerías… pero también sus rabietas y afirmaciones de personalidad. Lo primero, lo de que disfrutes de cada segundo, es un absoluto sin sentido.

Porque cuando se acumula sueño, cuando tu bebé quiere estar en brazos pero tú anhelas unos pocos minutos para ducharte o tomarte un café caliente, no se puede disfrutar de cada instante. No te sientas mal por no estar disfrutando de cada segundo, porque yo diría que no hay madre que lo haga.

Esa frase hecha es un cliché, y solo las fotos de las revistas son capaces de transmitir esa idea. No creo que encuentres a una sola mamá, por mucho que adore a sus hijos y piense que son lo mejor de su vida -como yo misma lo pienso, y seguro que tú también-, que consiga disfrutar de todo instante de la maternidad.

Después de 10 años como madre y dos pequeñines, lo que yo tengo cada vez más claro es que, para poder disfrutar al máximo de todos los instantes posibles con nuestros peques, es importante dejar de pensar que el resto de familias son más felices o perfectas que la nuestra, y que los demás niños duermen, comen, o hacen lo que sea mejor que los nuestros.

Nos dan consejos por todas partes, escuchamos “todavía no…”, “aún le…” por activa y por pasiva. Pero, en el fondo, nadie disfruta de cada instante y todas las familias tienen sus propias circunstancias; todas tienen grandes momentos de felicidad y grandes momentos de sueño, estrés o sentimiento de “ayudaaaa”.

Si me sentara junto a ti y me preguntaras por mi opinión, te diría:

Disfruta lo que puedas, pide ayuda o apoyo para lo que no puedas disfrutar, e intenta recordarte siempre que lo mejor eres tú y que el tiempo vuela, por lo que pronto echarás muchas cosas de menos que ahora estás deseando que pasen.

Sí, puede sonar a surrealista pero ahora que mis peques duermen más o menos del tirón, el otro día en mitad de la noche sentí la necesidad de despertarme, ir a su cuarto, y sentarme junto a ellos para acariciarles un rato y observarles durmiendo. Por un instante deseé que se despertaran, para poder cogerles en brazos y acunarles un rato y que se durmieran conmigo.

Yo, que tanto tiempo he anhelado tener una noche durmiendo del tirón, y ahora estaba ahí pensando en si se podrían despertar un instante.

No intentes disfrutar de cada instante porque es imposible, pero intenta disfrutar de todo lo que puedas sin preocuparte del qué dirán o cómo son otros, las apariencias engañan mucho.

Y para los instantes en los que no puedas disfrutar, seguro que hay mucha gente deseando apoyarte, y no por pedir apoyo o un rato de descanso, eres peor madre o quieres menos a tu bebé.

Lo mejor para tus hijos eres tú, y siempre lo serás, al margen de que no disfrutes de cada instante o sí, al margen de que otros parezcan más felices o su maternidad parezca más fácil.

Casi todos los mediodías, al pasar hacia casa con mi peqeño, te suelo ver sentada en un banco con tu bebé pequeñito. Si tuviera que adivinar, diría que tiene cerca del mes y medio, y no es de los que duerme del tirón.

Suelo tener la impresión de que me miras cuando pasamos, y tu cara me suele dar la sensación de querer decir “cuándo llegaré yo a esa fase en la que no tengo que estar con la teta fuera todo el tiempo, estar algo más descansada o disfrutar más de la maternidad…

Varias veces me han dado ganas de sentarme junto a ti un momento y charlar. Pero no sé si es lo que te apetece en ese instante, y a mi no me gusta invadir la vida de los demás. Por eso, nunca me he atrevido a hacerlo.

Hoy me he animado a escribirte por aquí. A ti, y de paso a cualquier otra mamá primeriza o recién estrenada, a quien le pueda gustar leer esto. A ver si algún día me siento junto a ti, o mejor, si pronto te veo y tu cara me transmite esa paz que toda mamá merece sentir, sin presiones de terceros ni de estereotipos sociales.

Si conoces alguna otra mamá, como la que yo veo en el banco muchos días, a las que creas que estas palabras les puedan inspirar, siéntete libre de compartirlas. Otras mamitas también necesitan leer cosas que le hagan sentir bien, no olvides compartir.

Carta de un bebé que despierta por las noches a su mamá

Una de las grandes alegrías al ser madres, aparte de haberle dado el milagro de la vida a ese bebé, es verlo crecer y convertirse en una persona feliz, llena de amor y de valores para que pueda hacer su vida y tomar el ejemplo que le diste para que pueda ser ese padre o madre ejemplar.

Ser madre requiere grandes sacrificios, desde pasar 9 meses cargando un bebé en el vientre, padecer dolores y síntomas característicos del embarazo y luego al dar a luz a ese pequeño bebé, pasar largas horas sin dormir, buscar su protección, alimentarlo y asegurarte de su bienestar.

Sin duda alguna, una mujer tiene que cambiar su estilo de vida y la rutina a la que estaba acostumbrada, ya que su bebé se vuelve lo más importante y pasa a ser una de las prioridades fundamentales en la vida de una madre, para que su bebé sea feliz y nunca le falte nada.

Todo esto, lo podemos saber, siendo madres o no. Pero qué pasaría si nos colocamos y vemos todo desde la perspectiva del bebé. Por eso te mostraremos a continuación una carta de un bebé a su madre. Sin duda alguna, te conmoverá y te producirá algunas lágrimas.

El vínculo existente entre una madre y su hijo es un ejemplo de amor incondicional

Ya sabemos todo lo que una madre hace por sus hijos desde que crecen hasta que logran ser independientes. El amor incondicional siempre estará ahí a pesar de los años que tengas. Pero esta carta donde un bebé le explica a su madre como se siente al despertar a su mamá en las noches sin duda alguna te parecerá increíble.

“Querida mami, sé que desde mi llegada las noches han cambiado bastante. Cada una de ellas se ha tornado más difícil que la otra. Entiendo que ello afecta incluso tus días. Te observo y aprecio tu mirada cansada. Por eso me siento afortunado y bendecido.

Es que aun sacrificándote y entregando todo a cambio de nada, noto la felicidad que sientes tan solo por tenerme. Encuentro en tus brazos mi mejor refugio, la verdad de la vida y del amor. Eres el calor y ternura. La alegría por la que mi mundo gira.

Gracias mamita por amarme y dedicarme pacientemente tu tiempo, por arrullarme con tanta suavidad y dulzura. Te agradezco también por cada nana capaz de calmarme por las noches. Incluso por esos bonitos cuentos clásicos, y aquellos en que dejas volar tu imaginación.

Entiendo mami el tipo de noches que compartimos desde el día que irrumpí en tu vida. Por ejemplo, ayer me desperté a cada hora pidiendo que me cogieras en brazos. Realmente lo hice porque te necesitaba. Este mundo en el que no siento a cada segundo los latidos de tu corazón me asusta.

Comprendí así lo que es el valor del sacrificio, la entrega, la dedicación. El amor verdadero e incondicional. La generosidad visceral. Yo realmente valoro todo lo que hiciste y lo que hacer por mí cada día. Por esto, te extiendo mi disculpa, pero explicando que solo precisaba sentir cerca mío el afecto y el cariño de mi heroína en este lío

Para mí, mi refugio son tus brazos. Mi salvación eres tú. Mi mundo, mi alimento y mi vida entera. Ya el tiempo me ensañará sobre la autonomía y la libertad. Y tú estarás a la altura de esas enseñanzas y aprendizajes. Pero déjame ahora disfrutarte, y aprovéchame con todas tus fuerzas. Por qué el tiempo pasa rápido y para cuando te des cuenta será demasiado tarde: No volverá.

¡Ánimo mami, lo haces muy bien! Sea como sea, vete tranquila, con la frente en alto, sabiendo que este tiempo es una inversión. A futuro estos detalles que complican las noches serán solo un recuerdo. Una anécdota pasajera de lo fuerte y valiente que pudiste ser.

Mientras tanto, tus abrazos, besos y caricias, son todo lo que necesito. Pero, por lo pronto, prometo que una vez que esté preparado, emprenderé mi camino. Y ahí sí, gracias a todo lo que has hecho por mí, la trayectoria será firme y alegre, por todo el amor que recibí de mi persona favorita en el mundo.
Te amo con el alma y el corazón, tu bebé.”

Sin duda alguna, esta carta puede llegar a conmover a las madres y hacer sentir identificado a más de un hijo sobre cómo se siente respecto a su madre. Sin duda alguna estas heroínas se encargan de darnos el amor y todo el cariño que necesitamos, sacrificando su vida y sus horas de sueño para que sus hijos estén bien. Una tarea digna de admirar.

Este artículo fue realizado gracias a http://guiaparamadres.com sigue explorando el sitio para ver más temas de tu interés.

Primera semana del bebé en casa: todo lo que debes saber

Tras nueve largos meses de dulce espera llega, por fin, el momento más deseado por los recién estrenados papás: la primera semana en casa de un bebé recién nacido es una experiencia inolvidable, llena de vivencias y emociones que pocas veces se repetirán en la vida y que, muchas veces, y especialmente entre los padres y madres primerizos, pueden ensombrecerse con algún que otro sobresalto o episodio de ansiedad, propios casi siempre de la inexperiencia.

Para evitar en lo máximo de lo posible este estado de preocupación que caracteriza los primeros días en casa, y hasta que nos habituemos a los ritmos del pequeño y aprendamos a interpretar sus llantos (casi siempre relacionados con la sensación de hambre o la incomodidad de la postura o el pañal), es muy importante tener siempre cerca el teléfono del pediatra, para que nos resuelva cualquier duda que nos pueda surgir sobre la marcha.

Una preocupación muy común es, por ejemplo, el hecho de que los recién nacidos pierdan peso durante los primeros cuatro días en casa, casi siempre debido a una pérdida de líquidos ‘extra’ que se lleva a cabo una vez superado el parto: antes de encender la señal de alarma, espera a hacer un segundo pesaje de control pasados los 7 o 10 primeros días, para comprobar si se está alimentando correctamente. Contacta con el pediatra si… una vez recuperado el peso perdido, tu bebé no aumenta una media de entre 200 y 300 gramos por semana.

El cuidado del ombligo, y la cura del cordón son otra de las grandes preocupaciones de las nuevas mamás: cada vez que le cambies el pañal, es necesario llevar a cabo una pequeña limpieza en la zona, empleando una gasa esterilizada humedecida en alcohol o agua tibia.

Procura mantener siempre seco el ombliguito, y dobla el pañal hacia abajo o compra uno que tienen un abierto especial en esa area para que no roce y produzca irritaciones o molestias al bebé.

Contacta con el pediatra si… pasados 21 días, el cordón aun no se ha desprendido, o si aprecias que la zona cambia de color, huele o supura.

Durante los primeros días, las deposiciones de los bebés suelen ser muy espesas y de un color muy oscuro o negro: esto se debe al meconio, una sustancia que se acumula en el intestino mientras el recién nacido estaba aun dentro del útero, y que va desapareciendo poco a poco a medida que reciba la leche materna o de fórmula.

Contacta con el pediatra si… el bebé no presenta deposiciones o vomita a menudo.

A la hora de poner a tu bebé a dormir, asegúrate de hacerlo siempre boca arriba o de lado, a fin de evitar el síndrome de muerte súbita. En esta etapa, la cabeza de los bebés es aún muy blandita, y puede tender a achatarse o a presentar una cierta asimetría si reposa siempre en la misma postura.

Aprovecha las tomas para ir cambiándole de posición, alternando entre el lado izquierdo y derecho, y boca arriba. Contacta con el pediatra si… mientras está dormido, las pausas en la respiración o apneas son más largas de lo normal, o si su piel se torna un poco azulada.

Los astrólogos afirman que la hora en que nace un bebé, influye en su destino

¿Alguna vez pensaste que nacer a las 1 de la mañana podría ser distinto a hacerlo a las 4 de la tarde? El horario en el que llegamos al mundo tiene mucho que ver con nuestra forma de ser, nuestras habilidades y nuestro carácter.

Según esta teoría, así como el signo del zodiaco puede precisar rasgos psicológicos, emocionales y físicos de las personas, la hora del nacimiento puede, incluso, definir los dones de cada persona.

Si nace entre la medianoche y las 2:00 am, entonces es una persona que se siente segura solo cuando está en situaciones que le resulten comunes. Prefieren la estabilidad y la seguridad, de ahí que algunos piensen que son reservado. Les complace educar a los demás para que vivan de acuerdo con las buenas costumbres y la familia es su prioridad.

Si nace entre las 2:00 y las 4:00 am, entonces es alguien arrestado y curioso, que siempre anda a la caza de nuevas aventuras. Es un gran comunicador y tiene el don de la intelectualidad. Le gusta leer, escribir, viajar y las actividades deportivas generosas, poco explosivas.

Si nace entre las 4:00 y las 6:00 am, vive demasiado preocupado por el futuro. Le gusta compartir, motivar y ayudar a los demás. Es romántico, aunque sueles ser algo obstinado.

Si nace entre las 6:00 y las 8:00 am, es un artista por naturaleza. Suele ser muy exigente consigo mismo y le gusta que reconozcan sus logros, necesita de la aprobación de los demás. Eres un buen líder, aunque a veces eres excesivamente molesto, porque le gusta mandar.

Si nace entre las 8:00 y las 10:00 am, disfruta la meditación y la soledad. No persigue la fama ni la gloria. Le gusta ayudar a los otros, trayendo a sus vidas paz, amor y armonía.

Si nace entre las 10:00 am. y las 12:00 pm, es alguien muy extrovertido. Le gusta estar con personas que tienen tus mismos intereses. Es bueno para mantener a la gente cerca y unida. Le gusta hacer nuevos amigos, busca momentos especiales y experiencias divertidas.

Si nace entre las  12:00 pm y las 2:00 pm, Estas personas  responden de manera eficiente a las exigencias ya que saben organizarse y poseen mucha capacidad de esfuerzo. En general, han tenido una imagen de padre brillante y exigido que les ha legado este gran anhelo de ocupar un lugar de honor y prestigio a nivel público.

Si nace entra las 2:00pm y las 4:00pm, Quienes nacen en este horario son personalidades brillantes y activas. Moverse en ámbitos lejanos, incursionar en ambientes de expansión y de aprendizajes liberales les resulta fundamental para sentirse radiantes y vitales. Se sienten bien cuando viajan, irradian confianza a su entorno, son entusiastas y aventureros.

Si nace entre las 4:00pm y las 6:00pm, Los nacidos a esta hora son personalidades complejas y profundas, Habrá muchas vidas adentro de su vida: son verdaderos “alquimistas”, terapeutas, esotéricos e intuitivos.

Enérgicos, discutidores, desafiantes por naturaleza, son amigos fieles y enemigos arriesgados. Saben con sus huesos que el cariño se gana y no se entrega porque sí, y que la confianza es un valor demasiado grande.

Si nace entre las 6:00pm y las 8:00pm, Quienes nacen en estas horas encuentran el sentido de su finalidad, su individualidad y su poder en las asociaciones y relaciones. Poseen el don de captar las necesidades del prójimo, la capacidad de ponerse en el lugar de otro , son muy buenos mediadores y grandes seductores.

Si nace entre las 8: 00 pm y las 10:00 pm, Quienes nacen a esta hora se centran y se sienten más radiantes ayudando y siendo serviciales. Puede evitar destacarse por creer que lo suyo no es el protagonismo; deberán estar atentos a una excesiva tendencia a autolimitarse o excederse en la sumisión.

Buscan aprender constantemente, para no limitarse a prestar servicio los demás y tener infinitas ofertas de trabajo abierta. Suelen ser cautos y perfeccionistas pues el error no es de su agrado. Es común que sean los mejores entrenadores y conductores de equipos de trabajo, siempre bien configurados.

Si nace entre las 10:00pm y las 12: am, Los que nacen a esta hora son personalidades que expresan muy claramente su identidad, que saben lo que son y lo que se proponen, irradian vitalidad, entusiasmo y alegría.

¿A qué hora nació tu bebé? ¿A qué hora naciste tu? ¿Te sientes identificada con la descripción de quienes nacieron a esa hora?

Fuente: revista ser padres

Una mamá comparte una técnica no tradicional para cambiar el pañal que se viraliza rápidamente

Como quiropráctica la mujer señala que el cambiado típico tensiona la frágil columna vertebral del bebé, por lo que sugiere cambiar de método.

Emily Puente es una mamá de Texas que es quiropráctica y recientemente ha publicado un video de cómo cambiar el pañal del bebé protegiendo su columna vertebral.

Según Emily, cuando se cambian los pañales del bebé de la forma tradicional, levantando sus piernas con las manos y deslizando por debajo el apósito, la columna vertebral sufre mucha tensión en el área más baja de la columna.

Esto podría tener un impacto negativo en el desarrollo del niño, ya que los pequeños que aún no gatean, no tienen formada su curvatura lordótica en la zona lumbar.

Por esta razón, la mamá recomienda girar al bebé de lado cuando se le cambia el pañal, eliminando de esta forma la tensión en la zona baja y el consecuente riesgo de dañar su columna.

A continuación te mostramos el video resumido que Emily subió en su canal de YouTube, y otro más extenso donde la mamá explica sus argumentos.

“Al hacer esta técnica de giro, se disminuye la tensión de la parte baja de la espalda y no tendrá tampoco un efecto [negativo] sobre la curvatura cervical”, explica Emily. “Después de que el bebé gatea no es necesario ser tan precavidos con esto… pero hasta ese momento debemos ser más cuidadosos”.

Además agrega que no hay problema para limpiar al bebé, ya que la espalda queda expuesta y se puede ver la zona a higienizar.

La técnica es realmente muy sencilla y la mamá cuenta que aún la sigue poniendo en práctica con su hijo de 20 meses.

¿Qué opinas? ¿Has a cambiado a tu bebé así alguna vez?

Consejos de crianza para las madres con hijos varones

No es nada sencillo para una mujer criar a un hombre, un hombre que vaya por el camino del bien en un futuro.  Los hijos varones son difíciles,  pero con algunos trucos y consejos se les puede llevar muy bien.

Cuando una mujer tiene un hijo varón, conoce el amor de su vida, conoce al hombre por el cual daría todo, en pocas palabras es su príncipe azul. Es por ese motivo que es importante tener en cuenta muchas cosas para criarlo para que en un futuro se convierta en un hombre de bien.

Yo tengo dos hijos varones, y los amo con todo mi corazón, son mi adoración. No les voy a negar que a veces termino mi día sin garganta de tanto corregirlos y decirles no te suba, te vas a caer etc y es que los varones tienen una energía que de verdad no sé de donde la sacan!

Por eso en el artículo de hoy te he traído algunos consejos los cuales espero te ayuden en la crianza de tus hijos. A mi me han funcionado muchas de ellas, espero a ti también.

Apóyalo en sus dotes artísticos: No lo reprimas, trata de evitar todo eso. Por ejemplo, si baila entonces busca una forma de sacar provecho a eso que le gusta, anótalo en diferentes clases y demás. Si baila hazlo con él, impúlsalo a hacer las cosas que le gusta.

Debes ser su ejemplo: Para tu hijo ya eres toda una heroína, pero tienes que demostrarle que eres honrada bella e inteligente. Y es que tú vas a ser el patrón ideal de mujer que elija para estar en pareja.

Enséñale modales: Nunca puede faltar en su vocabulario, el “por favor” ni el “gracias” y es que estas son dos palabras que le van a abrir muchas puertas. Muéstrale lo bien que se siente ayudar a las personas que lo necesitan.

Que crea en algo: No te digo que le hables de religión, esto es una decisión personal, pero si deja que crea en algo. Que tenga algo a lo que aferrarse cuando sienta miedo, dolor o angustia. Va a ser lo mejor porque esas emociones van a ser una constante en su vida y no siempre vas a poder está allí para ayudarlo.

Que juegue a pesar de que pierda: No puedes dejar que tu pequeño piense que está mal perder y por ello es que no puede jugar. Tiene que saber perder para poder valorar después una victoria. Muéstrale que muchas veces se gana y otras veces se pierde.

Dale todo el amor que puedas: No tengas miedo, no te sientas mal porque lo abraces y beses todo el tiempo. Al contrario, es lo mejor que puedes hacer. A pesar de que parezca que no les importa mucho el afecto y de más, necesitan cariño y mucho.

Estos consejos los doy especialmente para las mamás de varoncitos porque yo aún no tengo una niña, pero a las mamás de niñas creo que también le serán de mucha ayuda. Espero le haya gustado y puedan ponerlo en practica.

Por qué es tan importante la “Hora Sagrada” luego del parto

La hora sagrada: Por si no lo sabias ese tiempo que madre y bebé comparten piel a piel inmediatamente luego del nacimiento es conocido como la “hora sagrada”.

No importa si se trata de parto normal o cesárea, la mujer tiene que compartir ese momento con su pequeño apenas llega al mundo, es cuando el médico pone al niño en el pecho de la madre en el momento en el que nace. Los profesionales dicen que este momento es muy importante ya que fortalece por mucho el vínculo madre e hijo desde el primer momento.

Pero también estabiliza la respiración y oxigenación, ayuda a mantener los niveles de glucemia, estabiliza la presión arterial, reduce el riesgo de hipotermia porque mantiene la temperatura, reduce las hormonas del estrés y muchas otras cosas más. La Organización Mundial de la Salud ha recomendado que los recién nacidos que no tienen complicaciones en la salud, deben estar en contacto piel a piel con su madre durante la primera hora.

Es muy importante la hora sagrada
La hora sagrada es muy importante, como te dije anteriormente tiene muchos beneficios además de fortalecer el vínculo entre madre e hijo. Es por este motivo que la OMS decidió recomendar a los profesionales que se encargan de traer bebés al mundo, que se les permita a las mujeres estar más tiempo con su pequeño en el momento en el que nace.

No es necesario que sean 60 minutos, puede ser un poco menos o un poco más, pero la realidad es que tiene que estar siempre. Es la mejor forma de promover la lactancia materna, 5 minutos no sirven, los doctores tienen que permitir que sea mucho más tiempo, como mínimo 30 o 40 minutos.

Ya sabes la hora sagrada es muy importante así que pide por favor a tu médico que te deje estar con tu pequeño a solas apenas nace si es que no tiene problemas de salud.